Te compartimos información sobre suplementos frente a alimentos: ¿Qué es realmente necesario?

¿Son realmente necesarios los suplementos?

 Están de moda en la industria del deporte, pero ¿realmente los necesitas? Descúbralo aquí y descubra qué alimentos puede consumir en lugar de tomar suplementos.

Si te interesa el deporte y la nutrición, es probable que hayas oído hablar de los suplementos dietéticos. Casi cualquier micro o macronutriente que necesites, está disponible para ti en forma de polvos o cápsulas.

En el deporte, los suplementos dietéticos son un tema muy candente. Y …. un tema muy discutible. El desarrollo muscular, la regeneración y el aumento del rendimiento son algunas de las ventajas que anuncian los fabricantes. Pero, ¿qué son exactamente los suplementos dietéticos? ¿Son realmente necesarios? ¿Y qué alimentos naturales podemos consumir en su lugar? Siga leyendo para descubrirlo.

¿Qué son los complementos alimenticios?

Tal y como se indica en la lata, los suplementos dietéticos sirven para complementar la alimentación normal. Disponibles en polvo o en cápsulas, pueden contener vitaminas, minerales, aminoácidos, ácidos grasos y fibra. Los suplementos dietéticos que consisten únicamente en proteínas también se encuentran en los deportes.

¿Necesitamos realmente suplementos?

Las personas necesitan micro y macronutrientes como proteínas, vitaminas y minerales para que el cuerpo funcione y rinda al máximo. Si seguimos una dieta sana y equilibrada, obtendremos todos los materiales importantes que nuestro cuerpo necesita. En este caso, no sería necesario tomar suplementos dietéticos.

Sin embargo, en algunos casos puede haber una mayor necesidad de ciertos macro o micronutrientes que, a pesar de una dieta equilibrada y variada, no se pueden cubrir o sólo se pueden cubrir con gran dificultad. En este caso, el uso de suplementos dietéticos tiene sentido. Un ejemplo es el ácido fólico, una vitamina B que se necesita en mayores cantidades antes y durante el embarazo. Los suplementos de ácido fólico son recomendados por los médicos para proteger al bebé en crecimiento de las complicaciones.

Si eres deportista, también podrías tener una mayor necesidad de ciertos macro y micronutrientes. Debido a la actividad física, necesitarás más de estos nutrientes que las personas que no son tan activas.

También puedes leer:

Pros y contras del uso de suplementos dietéticos

Los suplementos dietéticos contienen nutrientes en forma altamente concentrada. Por lo tanto, cualquier recomendación de ingesta y las necesidades se cumplen con bastante rapidez. Tomar suplementos dietéticos también puede tener un efecto psicológico y motivador. Pero no es oro todo lo que reluce. Los suplementos dietéticos son caros y, si se utilizan de forma incorrecta, pueden provocar efectos secundarios. La sobredosis de nutrientes individuales altera el equilibrio de los mismos, perjudicando así al organismo. Además, si se confía únicamente en el uso de suplementos dietéticos para mejorar el rendimiento, se corre el riesgo de descuidar otros factores que son importantes.

Todos los micro y macronutrientes que contienen los suplementos dietéticos pueden encontrarse también en los alimentos naturales. Aquí le presentaremos 3 suplementos dietéticos y qué alimentos podría elegir en su lugar.

Hierro

El hierro, un componente de los glóbulos rojos, desempeña un papel en el transporte de oxígeno. Los glóbulos rojos se destruyen cada vez más a causa de un alto estrés mecánico, por ejemplo, durante un entrenamiento de alta intensidad. El hierro es un componente esencial para crear otros nuevos. Por lo tanto, usted, como atleta, debe asegurarse de incluir suficiente hierro en su dieta. Pero esto no tiene por qué ser en forma de suplementos.

Los siguientes alimentos contienen hierro: Carne, verduras de hoja verde, perejil, lentejas secas o zanahorias.

Precaución: Hay sustancias que dificultan la ingesta de hierro, como el ácido oxálico, que se encuentra en las espinacas, aunque éstas contienen una gran cantidad de hierro. Sin embargo, el ácido oxálico impide que el cuerpo absorba toda la cantidad. Así que no sólo es importante que los alimentos tengan un alto contenido en hierro, sino que también es esencial la cantidad que el cuerpo puede absorber realmente. Por el contrario, la vitamina C y los aminoácidos contribuyen a la ingesta de hierro.

Creatina

La creatina es el suplemento dietético más conocido en el deporte. Se sintetiza en el hígado y los riñones a partir de los aminoácidos glicina, arginina y metionina. La creatina mejora el desarrollo muscular y desempeña un papel general en nuestro organismo, cuando es necesario suministrar energía rápidamente. El cuerpo es capaz de sintetizar aproximadamente la mitad de la creatina por sí mismo. La otra mitad debe ser ingerida a través de los alimentos.

Fuentes de creatina: Carnes y pescados, principalmente carnes rojas como la ternera y el cordero

Zinc

El zinc, componente de numerosas enzimas de nuestro organismo, es responsable del funcionamiento del metabolismo celular. Se pierden grandes cantidades de zinc debido al aumento de la sudoración durante la actividad física.

A continuación te explicamos cómo puedes cubrir tus necesidades de zinc: Queso emmental y Edam, avena, ostras o semillas de calabaza

Precaución: La sobredosis de oligoelementos puede provocar efectos secundarios graves, como náuseas y vómitos. Además, existe un riesgo de deficiencia de cobre, ya que el zinc se une al cobre, inhibiendo así su absorción en el organismo.

Los suplementos no son un tema fácil. Antes de decidirte a tomarlos investiga. Averigua si son realmente necesarios para ti. Y recuerda que todos estos suplementos se pueden encontrar en los alimentos naturales. Una dieta sana y equilibrada es siempre una ventaja.

<<También puedes leer: Calorías y la relación con la energía