Cómo aliviar el dolor de oídos

Chica con dolor de oídos

El dolor en el oído es un síntoma muy común, que puede surgir sin ninguna causa aparente o infección, siendo muchas veces provocada por la exposición prolongada al frío o por la presión dentro de este durante un resfriado.

Aunque luego es necesario realizar un tratamiento específico con antibióticos como cefalexina o cualquier tipo de medicamento, existen opciones naturales que pueden ser hechas en casa para aliviar el dolor de oídos y aquí, te decimos más:

Compresa tibia para el dolor de oídos

Compresa para el dolor de oídos

Una simple compresa tibia proporciona el calor suficiente para aumentar la circulación en la oreja y, por esto, ayuda a descongestionar el oído.

Para usar esta técnica simple, se debes colocar un paño limpio caliente sobre la oreja durante 5 a 10 minutos, evitando que esté muy caliente y que queme la piel.

Esta es una excelente forma de aliviar el dolor de oídos en los niños, ya que no causa ningún tipo de malestar.

 

Palito de jengibre

El jengibre es una raíz que posee increíbles propiedades antiinflamatorias y analgésicas que permiten aliviar varios tipos de dolor, incluyendo el dolor en el oído.

Para usar el jengibre, se debe cortar un palito de 2 cm de la raíz de un jengibre, hacer pequeños cortes en el lateral e insertar en el interior del oído durante unos 10 minutos.

Inhalación de vapor de manzanilla

La manzanilla tiene un fuerte efecto relajante y descongestionante que facilita la salida de las secreciones de la nariz y del oído, reduciendo la presión y aliviando el dolor de oídos.

Además de esto, el vapor ayuda a hidratar los canales que conectan la nariz al oído, disminuyendo la irritación que puede estar causando el dolor.

 

Para hacer esta inhalación debes colocar algunas gotas de aceite esencial de manzanilla en un balde con agua hirviendo y, después coloca una toalla por encima de la cabeza e inhala el vapor.
También es posible utilizar dos puños de la planta seca o algunas hojas de eucalipto.

Aceite de ajo

Además de antibiótico, el ajo también es un potente analgésico que se puede utilizar para aliviar varios tipos de dolor en el cuerpo, incluyendo el de oído.

Sin embargo, el hábito de colocarte aceite caliente o cualquier otra solución, que no sea indicada por un otorrinolaringólogo, debes realizarlo con precaución debido a que puede empeorar el dolor o provocar quemaduras.

Para usar sus poderes analgésicos se debe triturar un diente de ajo y colocarlo en un pequeño recipiente con 2 cucharadas de aceite de sésamo.

Después, se coloca el recipiente en el microondas durante 2 a 3 minutos. A continuación, se debe colar la mezcla y aplicar 2 a 3 gotas en el oído que presenta el dolor.

¡Con estos remedios el dolor de oídos desaparecerá gradualmente! La constancia es la amiga de una buena salud, así que esperamos que realices estos tips diario hasta que sientas mejoría y te olvides del estrés.  😊

 

Related Post